La nueva promesa del arte español: COCO DÁVEZ

1

Un estilo de vida colorido y jovial, un espacio lleno de personalidad y con un toque moderno. La artista Coco Dávez nos enseña su estudio en el distrito madrileño de Las Salesas donde se respira pintura fresca.

Hay personas que tienen un estilo tan propio que atrapa, Coco Dávez es una de ellas. Su mundo de colores y perfecto caos nos enamora. Como no podía ser de otro modo, su refugio para crear desprende personalidad: repleto de cuadros y botes de pintura que están en armonía. Su estudio derrocha alegría, energía positiva y magia.

Coco Dávez es el nombre artístico de Valeria Palmeiro: un personaje que hace un poco de todo. Y es que se la conoce por su faceta de pintora y sus retratos sin rostro, pero a la artista madrileña le encanta la fotografía, la dirección artística; y está inmersa en nuevos proyectos que se cruzan en su camino como escenografía, escaparatismo y el mundo de la moda. Recientemente el escaparate de la firma Malababa se ha llenado de color con sus obras de arte y la colaboración ha sido todo un éxito.

“Empecé a pintar como todos los niños cuando aprendí a coger un lápiz. Lo que nos diferencia a los que nos dedicamos a esto del resto es que nosotros nunca soltamos ese lápiz”, nos cuenta. Coco se marchó a vivir a Londres cuando tenía 21 años y allí es donde se inspiró para su obra.

Coco Dávez

                                   Foto: Erea Azurmendi

La artista nos muestra sus cuadros de estilo colorista figurativo, con aires pop. Una colección increíble, que desprende transparencia, futurismo y ganas de vivir.

A Coco Dávez le gusta encontrar inspiración en todas partes, “desde el cine, a un libro, una canción, una persona, un lugar o incluso en otro cuadro”. Nos cuenta que su última colección “Faceless” (o caras sin rostro) surge por un error al borrarle la cara a un personaje: “De pronto veía a la protagonista sin verla, y aquí se abrió un mundo”. Entre sus coloridos retratos, la joven artista nos dice que el cuadro más solicitado se debate entre Frida y Picasso, y es que ambos son una pasada.

“Picasso es mi referente. Me encanta también todo el universo de Hockney y de Matisse.”

Un artista favorito. “Cuando pienso en un artista pienso en un todo, no solo de su obra pictórica, por lo que elegiría a Picasso. Siempre recordaré el día que vi por primera vez el Guernica. Me llevó mi padre a verlo, yo tendría unos 9 años; la sensación que me produjo fue abrumadora, algo tan grande, tan gris y tan distinto a lo que estaba acostumbrada. Hace unos meses vi ‘Las Señoritas de Avignon’ en el MoMA, y me quedé totalmente fascinada”. Coco Dávez nos cuenta que tiene el síndrome de Stendhal al contemplar esas obras, emoción extrema ante tanta belleza. Nosotros opinamos que sus pinturas no se quedan atrás, y es que algunos de sus cuadros ya están colgados en las paredes de las casas de famosos como Joaquín Sabina o Leandra Medine.

“Explícitamente para ellos he hecho algunos, el último para Joaquín Sabina, además todo el proceso fue grabado en su último videoclip. También tiene su propio Faceless Russian Red, Miranda July o Leandra Medine.”

Coco Dávez

                                   Foto: Erea Azurmendi

Después de admirar sus obras, le preguntamos por su próxima exposición, “parece que será en Mermaid Beach en Australia, pero todavía no tengo fecha”. Sus planes de futuro. “Me gustaría irme un tiempo a LA a ver cómo hacen las cosas al otro lado del mundo”. Así nos despedimos de Coco, con un pincel en mano y su bonita sonrisa.

Share.

1 comentario

  1. Antonio Glez.P Palmeiro on

    Mi más sincera enhorabuena por tu progresión y tanto entusiasmo que le pones a tú vida,pero sobre todo que disfrutes con todo lo que haces y que los demás podamos disfrutar de tú genialidad.Un besazo.

Leave A Reply

CLOSE
CLOSE